Bonificación en la cotización de 112 días por hijo (parto)

Existen un puñado de ventajas para madres y padres en sus pensiones de jubilación e incapacidad permanente, que tratan de gratificar la aportación demográfica y paliar los efectos adversos que pudo tener la conciliación familiar en sus pensiones: una merma en la cotización, especialmente para las mujeres que dejaron de trabajar para dedicarse al cuidado de sus retoños.

Una de estas ventajas es la bonificación en la cotización de 112 días por parto, que lógicamente, como se desprende por su propia denominación, únicamente se reconoce a las mujeres.

Estos 112 días de cotización por hijo, se suman a la vida laboral de la futura pensionista, produciendo los efectos favorables que se explican a continuación, tanto en la pensión de jubilación, como en la pensión de incapacidad permanente.

Dinámica del derecho a 112 días de cotización por parto

Este derecho está contemplado en el art. 235 de la Ley General de la Seguridad Social.

Según el mismo, se suman a la vida laboral de la futura pensionista 112 días por cada parto de un solo hijo. Y 14 días adicionales por hijo en caso de partos múltiples. Por ejemplo, si son gemelos, 126 días, si son trillizos, 140 días, y así sucesivamente.

Sin embargo, el mismo artículo enlazado asevera que no corresponde este derecho cuando la trabajadora o funcionaria haya cotizado 16 semanas en el momento del parto.

Los 112 días por parto en la vida laboral

La bonificación en la cotización de 112 días por hijo no puede observarse en una vida laboral ordinaria (de las que puede descargase por la sede electrónica de la Seguridad Social).

Este derecho es una cotización ficticia, no real, pero se tendrá en cuenta en el momento de solicitar una pensión de jubilación o incapacidad permanente.

Tampoco comporta una cantidad económica (base de cotización), únicamente suma días de cotización a los efectos que se comentan justo a continuación.

Publicidad: Si quieres saberlo todo sobre la jubilación, no te pierdas mi nuevo libro De cara a la jubilación: información actualizada y adaptada a las últimas reformas + consejos para que tu pensión sea la mejor posible. Click en la imagen para compararlo:

Suman para alcanzar la cotización mínima

Para cobrar una jubilación ordinaria son necesarios 15 años cotizados durante toda la vida laboral (5.475 días) y además, 2 años entre los 15 anteriores a la jubilación (730 días). Es la cotización mínima o periodo de carencia, como se denomina técnicamente. Luego, para acceder a la jubilación anticipada o a la jubilación parcial, existen otros periodos mínimos de cotización.

Para una incapacidad permanente, también existe un periodo de cotización mínima, dependiendo de la edad de la persona incapacitada.

Esta bonificación de 112 días por hijo (parto) suma para alcanzar la cotización mínima exigida de 15 años (5.475 días).

También suma para alcanzar los 730 días de cotización, pero para ello, el parto debe haber sucedido entre los 15 años anteriores a la jubilación, lo cual es poco común. Sin embargo, es más factible en casos de jubilación.

Cuentan para la edad acceso a la jubilación

Desde hace más de una década la edad de 65 años para acceder a la jubilación ordinaria dejó de ser exclusiva. 

Estamos en un sistema transitorio que vincula la edad de jubilación a la cotización conseguida durante toda la vida laboral. Si no se ha cotizado lo suficiente, no es posible la jubilación a los 65 años y resulta necesario esperar a una edad más lejana.

A efectos de alcanzar esta cotización exigible, cuentan los 112 días de cotización por cada parto.

Edad de jubilación 2023
Edad de jubilación desde 2023 en adelante, según el tiempo cotizado

Suman porcentaje aplicable

Como muchos lectores sabrán, cuántos más años cotizados, mejor pensión de jubilación o de incapacidad. La explicación a este principio es que sobre la base reguladora de la jubilación (y también sobre la base reguladora de la incapacidad), se aplica un porcentaje según el número de meses cotizados.

De ahí que cobre mejor pensión una persona que ha cotizado 37 años, que una persona que ha cotizado 20.

Por ejemplo, una persona que se jubile en el año 2027 con una base reguladora de 1.500 euros y 37 años cotizados, tendrá derecho a un porcentaje del 100%, y por ello, tendrá una pensión de 1.500 euros brutos por 14 pagas. Pero si hubiese cotizado únicamente 20 años, tendría derecho a un porcentaje del 61,40%, por lo que su pensión sería de 921 euros mensuales por 14 pagas.

Los 112 días de cotización por parto también suman a estos efectos.

Porcentaje por incapacidad permanente según años cotizados
Porcentaje aplicable sobre la base reguladora de la jubilación o incapacidad permanente
Scroll al inicio